viernes, 23 de septiembre de 2016

11 de septiembre en Latinoamérica

Chile conmemora el 43º aniversario del golpe de Estado del 11 de septiembre de 1973


D2faec30.palacioburning 800x554
En Santiago, la capital de Chile, miles de personas marcharon hacia el principal cementerio de la ciudad el domingo para llorar a las víctimas de la dictadura. El 11 de septiembre de 1973, el presidente democráticamente electo Salvador Allende murió en el palacio presidencial en el marco de un golpe de Estado que contó con apoyo de Estados Unidos y que dio paso a diecisiete años de brutal dictadura militar bajo el mando de Augusto Pinochet.

lunes, 19 de septiembre de 2016

Activista detenido en hospital psiquiátrico

Más información sobre AU: 205/16 Índice: EUR 50/4786/2016 Ucrania       Fecha: 9 de septiembre de 2016
ACCIÓN URGENTE

Resultado de imagen para logo de amnesty international

EN LIBERTAD ACTIVISTA DETENIDO EN HOSPITAL PSIQUIÁTRICO

Ilmi Umerov recuperó la libertad el pasado 7 de septiembre tras pasar tres semanas en reclusión psiquiátrica forzosa. No obstante, continúa abierto el proceso de instrucción penal que se sigue en su contra a causa de su activismo pacífico de oposición a la anexión de Crimea por parte de Rusia y, de ser declarado culpable, podría ser condenado a una pena de prisión.
Ilmi Umerov, de 59 años y activista de etnia tártara de Crimea, es vicepresidente del Mejlis, órgano de representación elegido por la población tártara de Crimea. Tanto el proceso penal como su reclusión psiquiátrica forzosa de tres semanas parecen haberse concebido como represalia por su activismo político. Se ha opuesto de forma pública y sistemática a la ocupación y anexión rusa de Crimea, consumada en 2014. El Servicio Federal de Seguridad de Rusia (FSB) abrió una investigación criminal contra Ilmi Umerov el 12 de mayo, basándose en el artículo 280.1.2 del Código Penal ("pedir la violación de la integridad territorial de la Federación Rusa utilizando los medios de comunicación de masas e Internet"). El 11 de agosto, el tribunal de distrito de Kyivskyi, en Simferopol, ordenó que se le sometiera a un examen psiquiátrico forzoso. La apelación presentada por sus abogados contra esta decisión aún no se ha examinado. El 18 de agosto, agentes del FSB trasladaron a la fuerza a Ilmi Umerov a un hospital psiquiátrico en Simferopol.
Ilmi Umerov recuperó la libertad el 7 de septiembre, poco antes de las 10 de la mañana, después de pasar tres semanas en reclusión psiquiátrica forzosa. La conclusión del "examen psiquiátrico" al que fue sometido indica que no padece ningún tipo de problema de salud mental. No obstante, Ilmi Umerov todavía se enfrenta a cargos penales. Si lo declaran culpable, podría ser condenado a una pena de prisión de hasta cinco años. El tribunal de distrito de Kyivskyi aún no ha fijado una nueva fecha para la próxima vista de la causa. Mientras estuvo privado de libertad, Ilmi Umerov no dejó de alzar la voz y criticar a las autoridades rusas, y sigue firmemente decidido a seguir con su activismo pacífico.
Escriban inmediatamente en ucraniano, ruso o en su propio idioma:
- señalando que a Ilmi Umerov lo están procesando por ejercer su derecho a la libertad de expresión, e insistiendo en que se retiren todos los cargos penales que se han formulado contra él;
- pidiendo que cesen la persecución y el hostigamiento de las voces disidentes que se alzan entre miembros de la comunidad tártara de Crimea, y que se respeten sus derechos a la libertad de expresión, asociación y reunión pacífica.

ENVÍEN LLAMAMIENTOS ANTES DEL 21 DE OCTUBRE DE 2016 A:
 
Fiscal de Crimea
Prosecutor of Crimea
Nataliya Poklonskaya
Simferopol, Crimea
Fax: +7 3652 550 310
Tratamiento: Señora Fiscal / Dear Prosecutor
 
Director del Servicio Federal de Seguridad para Crimea
Director of Federal Security Service for Crimea
Viktor Palagin  
Simferopol, Crimea      
Fax: +7 3652 256 031
Correo-e: fsb@fsb.ru
Tratamiento: Señor teniente general / Dear Lieutenant General
 
Y copias a:
Comisionada de Derechos Humanos en Crimea
Human Rights Commissioner in Crimea
Lyudmila Lyubina

Simferopol, Crimea
Correo-e: upchvrk@mail.ru
 

Envíen también copia a la representación diplomática acreditada en su país. 
EMBAJADA DE UCRANIA
Excmo. Sr. Serhii POHORELTSEV
C/ Ronda de la Abubilla nº 52.- 28043- MADRID
Teléfono: 91 748 93 60.- Fax: 91 388 71 78
E-mail: ucremb@ya.com
www.mfa.gov.ua/spain

Inserten a continuación las direcciones de las sedes diplomáticas locales:
Nombre Dirección 1 Dirección 2 Dirección 3 Fax Número de fax Correo-e Dirección de correo-e Tratamiento Tratamiento

Consulten con la oficina de su Sección si van a enviar los llamamientos después de la fecha indicada. Ésta es la primera actualización de la AU 205/16. Más información:https://www.amnesty.org/es/documents/EUR50/4776/2016/es/
 
ACCIÓN URGENTE
EN LIBERTAD ACTIVISTA DETENIDO EN HOSPITAL PSIQUIÁTRICO
INFORMACIÓN COMPLEMENTARIA
Ilmi Umerov nació en Uzbekistán, hijo de padres tártaros de Crimea que habían sido expulsados de Crimea por las autoridades soviéticas en 1944. Cuando los tártaros de Crimea empezaron a regresar gradualmente a la península a finales de la década de 1980, Ilmi Umerov se convirtió en miembro destacado del movimiento cultural tártaro de Crimea, y en político local. En agosto de 2014, tras la ocupación y la anexión de la península por parte de Rusia, Ilmi Umerov, en protesta, dimitió de su cargo de director de la administración local del distrito de Bakhchisaray. Durante todo este tiempo ha criticado abiertamente la anexión y ha propugnado pacíficamente la devolución de Crimea a Ucrania.
Inmediatamente después de ser puesto en libertad el 7 de septiembre, Ilmi Umerov asistió como muestra de apoyo a la vista judicial que se sigue contra Akhtem Chiygoz, otro vicepresidente del Mejlis, juzgado por cargos penales presentados por las autoridades rusas, que lo acusan de la supuesta organización de "disturbios masivos" el 26 de febrero de 2014. Akhtem Chiygoz lleva en detención preventiva, desde febrero de 2015.
Los altos cargos del Mejlis del pueblo tártaro de Crimea han sufrido represalias tales como acoso, exilio forzado y procesamiento penal por su abierta oposición a la ocupación y anexión de Crimea por Rusia. El 26 de abril de 2016, el Tribunal Supremo de Crimea declaró al Mejlis una "organización extremista" en virtud de la legislación rusa, y convirtió con ello en delito la pertenencia a él y cualquier otra actividad en su favor. La apelación contra esta sentencia aún no se ha examinado (véase el comunicado de prensa:https://www.amnesty.org/es/latest/news/2016/04/ban-on-ethnic-crimean-tatar-assembly-aimed-at-snuffing-out-dissent/).
Amnistía Internacional ha documentado un alarmante aumento de las violaciones del derecho a la libertad de expresión, reunión pacífica y asociación en Crimea desde su anexión por Rusia en marzo de 2014 (véase informe: One year on: Violations of the rights to freedom of expression, assembly and association in Crimea,https://www.amnesty.org/en/documents/eur50/1129/2015/en/). Además, varios tártaros de Crimea y otros activistas proucranianos han sido víctimas de desaparición forzada. En el caso más reciente, el activista tártaro de Crimea Ervin Ibragimov desapareció cerca de su casa el 24 de mayo de 2016 (véase Acción Urgente:https://www.amnesty.org/es/documents/eur50/4121/2016/es/). Las imágenes grabadas por una cámara cercana mostraban a un grupo de hombres que lo obligaban a subir a una furgoneta y luego se marchaban con el vehículo. Ninguna de estas desapariciones se ha investigado de manera efectiva.
De acuerdo con el derecho y las normas internacionales, la privación de libertad por motivos de salud mental carece de justificación si no es estrictamente necesaria para proteger la seguridad de la persona o de otras personas. La Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad prohíbe la privación de libertad basada en la existencia de una discapacidad de cualquier tipo, incluida la mental o intelectual. Además, el relator especial sobre la tortura ha manifestado que el tratamiento médico administrado sin el consentimiento libre e informado de la persona puede constituir tortura u otros malos tratos.

Nombre: Ilmi Umerov
Sexo: Hombre
 


Más información sobre AU: 205/16 Índice: EUR 50/4786/2016 Fecha de emisión: 9 de septiembre de 2016




Si recibe contestación de una autoridad, envíenos el original o una copia, por favor, lo antes posible (ref.: "Equipo AAUU - Respuesta"). Sólo es necesario que indique en el reverso de la misma el número que tiene la Acción Urgente a la que le han contestado (por ejemplo "AU 25/99" o bien "EXTRA 84/99"). No es necesario que nos envíe copia de su propia carta. Si no desea que le enviemos un acuse de recibo, indíquenoslo también en el dorso con las palabras "No acuse". Gracias por su colaboración.

Equipo de Acciones Urgentes de Amnistía Internacional
Secretariado Estatal
Fernando VI, 8, 1º izda.
28004 Madrid
Telf. + 91 310 12 77
Fax + 91 319 53 34
aauu@es.amnesty.org
http://www.es.amnesty.org

Los datos personales que nos facilitaste constan en un fichero automatizado y confidencial de Amnistía Internacional. Para ejercer los derechos de acceso, rectificación y cancelación, por favor, envía un mensaje a datos@es.amnesty.org

domingo, 21 de agosto de 2016

LOS ONCE TUPAQUEROS DETENIDOS EN FORMA ILEGAL

Pesadillas de un contador

La mortificación a Milagro Sala y sus diez compañeros como parte de un plan de destrucción moral. Denunciar o ser denunciado, verduguear o ser verdugueado
Resultado de imagen para milagro salas presaResultado de imagen para milagro salas presa
por Horacio Verbitsky
La huelga de hambre de Milagro Sala en la cárcel y de un grupo de curas en opción por los pobres en la Plaza de Mayo y las denuncias presentadas por diversas organizaciones nacionales e internacionales ante el Sistema Interamericano de Derechos Humanos, llevó al gobierno jujeño del contador Gerardo Morales a levantar la sanción de aislamiento impuesta a la fundadora de la organización barrial Túpac Amaru. Pero esto no atenúa la crueldad que se ejerce contra ella y los otros diez presos políticos de su organización, que tienen menor conocimiento y repercusión mediática. Milagro está desde el 16 de enero en la Unidad Penal 3 de Alto Comedero, junto con Gladys Díaz, Mirtha Aizama y Patricia Pachila Cabana. Están juntas, pero les prohíben compartir las visitas, bajo amenaza de sanción. Milagro recibió a tres periodistas (Alejandra Dandan, Cynthia García y el autor de esta nota) y conversó con otros desde el teléfono público del Penal (Eduardo Valdés, José Luis Politi y Reynaldo Sietecase). El fiscal Aldo Lozano imputó a 12 agentes penitenciarios y los llamó a indagatoria por tolerar que Milagro hablase por celular. En realidad utilizó el teléfono público del penal. La sanción al personal penitenciario tendió a instalar el conflicto entre celadoras e internas.
Desde hace un mes Milagro tiene limitado el número de las visitas extraordinarias, sólo puede recibir a dos al mismo tiempo. Hace diez días le asignaron una penitenciaria que la vigila en forma permanente y si ella camina lo hace a su lado. El jefe del Servicio Penitenciario había designado a la psicóloga Laura Aguirre para atender a Milagro. Cuando al cabo de seis meses trabaron una buena relación, la relevaron, como otra forma de mortificación.
Otras tres compañeras de la Túpac están alojadas en comisarías, pese a que en Jujuy no hay superpoblación penitenciaria, sólo para impedir que puedan verse en la cárcel con Milagro (Rosa Mirta Guerrero, Shaquira; La Gringa Elba Galarza; y María Molina, que son amigas próximas de Sala).
En la comisaría hay otras mujeres detenidas, la mayoría acusadas por la comisión de delitos menores.
La visita al lugar tiene horarios muy limitados (miércoles y domingos una hora entre las 16 y las 17). Carecen del indispensable espacio físico en las celdas, en las que entra agua cuando llueve. Hasta fines de julio debieron bañarse con agua fría y dormir en cojines miserables. Cuando las familias y la organización les proveyeron colchones para ellas y las otras detenidas, la fiscal especial Liliana Fernández de Montiel ordenó retirarlos y sancionar a los responsables de la Comisaría de la Mujer por permitir su ingreso. El mensaje es implícito pero claro: así como a los tupaqueros el contador Morales les da la alternativa de denunciar o ser denunciados, la opción para las fuerzas de seguridad es verduguear o ser verdugueado.
Tres hombres de la organización están privados de su libertad en una unidad penal (Alberto Cardozo), en la Brigada de Investigación (Miguel Angel Sivila, Cacho) y en una comisaría (El Diablito Iván Dante Altamirano). Desde hace más de cinco meses Altamirano comparte una celda pequeña con otros presos, no tiene recreos y puede recibir visitas sólo en horarios muy limitados. No dispone de agua caliente y el acceso a los baños está restringido por la cantidad de presos que hay en el lugar.
Miguel Ángel Sivila está alojado solo y aislado en la Brigada de Investigaciones también desde hace cinco meses. El alojamiento en comisarías, tolerable por pocos días mientras se resuelve la situación procesal de ingreso, se prolonga en estos casos por meses, con un tratamiento diferenciado y discriminatorio. Sólo pueden recibir visitas de sus familiares directos, dos veces por semana durante una hora, según la ilegal circular policial 5364-D5. Nadie más que el fiscal puede autorizar lo que denominan “visitas extraordinarias” y no se les permite ninguna de las actividades propias de una unidad penal, como talleres, escuela, acceso a un espacio verde, lugares comunes para compartir, asistencia social y psicológica, o servicio médico, salvo mediante una solicitud previa, si el fiscal o el juez autorizan la salida. Los allanamientos realizados en sus domicilios para realizar las detenciones fueron muy violentos, con destrucción y robo de muebles y bienes personales, cosa que no fue asentada en las deficientes actas de esos procedimientos. Todos han sido presionados para que acusen a Milagro Sala y se acusen entre ellos, y sus familias denuncian que sufren permanentes intimidaciones y amenazas.
El esposo de Milagro, Raúl Noro, de 72 años, sigue bajo arresto domiciliario, luego de dos semanas en un hospital.

sábado, 20 de agosto de 2016

Consternarse no es suficiente


por Ilka Oliva Corado
Escritora y poetisa. Ilka Oliva Corado nació en Comapa, Jutiapa, Guatemala, el 8 de agosto de 1979. Se graduó de maestra de Educación Física para luego dedicarse al arbitraje profesional de fútbol. Hizo estudios de psicología en la Universidad de San Carlos de Guatemala, carrera interrumpida por su decisión de emigrar a Estados Unidos en 2003, travesía que realizó como indocumentada cruzando el desierto de Sonora en el estado de Arizona. Es autora de cuatro libros.
Cada vez que nos enteramos de una noticia desagradable, (una violación sexual, de un feminicidio, de una masacre, de un acto terrorista)  nuestra primera reacción y última  es consternarnos y quedarnos ahí; como si con eso cumpliéramos con nuestra cuota de conciencia social como muestra de nuestro compromiso colectivo. Con toda la injusticia y dolor que a través de la historia ha hecho este mundo pedazos, nosotros seguimos refugiándonos en nuestra egolatría. Hasta que el dolor no nos toque de cerca y nos rasgue la piel en carne viva, nosotros seguiremos ajenos, inhumanos e insensibles a la desgracia ajena.
Hasta que el dolor no nos toque de cerca y nos rasgue la piel en carne viva, nosotros seguiremos ajenos, inhumanos e insensibles a la desgracia ajena.
Desgracia que es resultado de nuestro silencio, dejadez e inconsecuencia política. Defender la alegría, decimos, como escudo para no vernos en la necesidad de convertir el pensamiento en acción. Miedo de armarnos de valor y pelear por lo que es justo, porque mientras no seamos nosotros los mancillados, todo está bien.
Consternarnos, con un grito de espanto, en una oración, en una misa de cuerpo presente. Consternarnos en una alabanza, en una corona de flores. En un instante de sosiego que nos apacigua y nos excluye de la realidad. Y nos vestimos de galas y brindamos y osamos festejar la dicha y el privilegio de nuestra felicidad. De tener un jardín propio mientras miles se mueren de hambre en las calles. De tener amueblado de comedor mientras miles comen de los basureros. De tener agua caliente y bañera, mientras miles se mueren de sed.
Y festejamos esa loción fina que nos acabamos de comprar, el par de zapatos nuevos que hace juego con nuestra colección, el cambio de teléfono inteligente y nuestros viajes vacacionales que necesitamos exponer al mundo a través de las redes sociales, para que nos vean pues; placenteros de nuestra dicha. ¡Privilegiados!
Y mostramos al mundo los reconocimientos que nos dan, inmersos en la vanidad que nos hace sentir únicos, inmortales, importantes. ¡Sobresalientes!  Mientras el mundo se desmorona a la velocidad de la luz. Mientras miles perecen en las fauces del capital, mismo que nos convierte en esclavos del consumismo y nos aparta de la realidad y nos mantiene en un perenne estado de shock que nos manipula como juguetes de cuerda, como marionetas.
Y la vida es otra cuando estamos lejos del dolor, por eso le huimos, no lo encaramos. Por eso fingimos no verlo, nos damos por desentendidos cuando la vida nos pide a gritos que reaccionemos, que tomemos acción.  Y por eso las muertes de miles de niños por hambruna nos consternan momentáneamente y oramos para que sus almas encuentren refugio en algún lugar. ¿Qué causan en nuestra conciencia los niños que mueren víctimas de genocidios? ¿Ellos también importan? ¿Qué tanto? ¿Qué es un genocidio para nosotros? ¿Cuál es el significado de una guerra? ¿De una invasión? 
Pero la vida sigue, decimos, y nos escudamos en el mundillo ese de la indolencia y de nuestra alegría y felicidad, que pregonamos por doquier.  Ahí estamos a salvo, ahí podemos vivir a nuestras anchas, sin que un ápice de nuestra conciencia nos encare. Y nos muestre nuestra podredumbre humana, nos haga sentir el hedor que expele de nuestra piel moribunda. Nos acomodamos para que sean otros los que vayan a la línea de fuego. Pobres diablos soñadores de mierda.
Y nos duele la vida solo cuando el agua caliente se acaba, cuando se va la luz, cuando se nos acabó el champú, o cuando por culpa del tráfico llegamos tarde a una cita. Y nos sentimos las personas más infelices del mundo cuando llegó Navidad y no tuvimos para comprar estreno o para hacer la cena esa de gala, al estilo burgués.
Y curiosamente no se nos va la vida cuando vemos que en Siria la invasión y el genocidio está acabando con la belleza de la primavera que siempre ha florecido en la sonrisa de los niños. Lo que está haciendo Israel con Palestina, ese genocidio, ese robo de tierras, esa usurpación. O cuando el mar se traga a quinientos refugiados por semana. O cuando el desierto diseca a docenas de inmigrantes indocumentados que buscan llegar a Estados Unidos. No nos duele la vida cuando un gobierno neoliberal  por el que votamos, muele a palos a los más mancillados del sistema y de la impunidad.
Nos duele sí, y nos consternamos para toda la vida cuando la tragedia toca a la puerta de nuestra casa y la habita. Y nos consternamos cuando el reconocimiento y el aplauso no llegan, entonces sí nos deprimimos, nos dejamos caer a causa de nuestro narcisismo.
Y mientras nosotros estamos deprimidos por banalidades, (porque no tenemos para teñirnos el cabello o comprarnos esa botella de ron de exportación) la vida en otras latitudes del planeta, o la vuelta de la esquina, está pidiéndonos a gritos que la volteemos a ver. Si tan solo tuviéramos la entereza de mirar, de escuchar, de sentir, todo lo que el mundo nos dice constantemente, seríamos otra humanidad, no la porquería que habita este planeta.
Consternarnos no es suficiente. El mar no sería mar sin la fuerza de las olas y la tempestad.

lunes, 15 de agosto de 2016

Kissinger frustró los intentos de EEUU para detener las matanzas de la dictadura argentina

Es sabido hace mucho que Kissinger es un criminal de guerra que deberia ser juzgado y condenado por múltiples crimenes de lesa humanidad que constituyeron un verdadero genocidio. Pero también sabemos que excepto que se produzca un milagro (y no creemos en milagros) morirá impune, sin que ni siquiera se le quite el increíble Premio Nobel de la Paz que ignotos noruegos le otorgaron quien sabe por qué. JS
 eeuu-Kissinger-con-VidelaKissinger_Washington_Junio_76_big

Nuevos archivos desclasificados prueban que el exsecretario de Estado puso trabas a los intentos del gobierno de Jimmy Carter de tomar medidas enérgicas contra la sangrienta dictadura argentina de 1976-1983


UKI GOÑI / THE GUARDIAN / ELDIARIO.ES
El ex secretario de Estado de Estados Unidos Henry Kissinger frustró los intentos de su país de detener las matanzas de la dictadura militar argentina de 1976-1983 al felicitar a la Junta Militar del país sudamericano por “eliminar” el terrorismo, según importantes archivos recientemente desclasificados.
Los documentos , que salieron a la luz el lunes por la noche, demuestran que la buena relación entre Kissinger y los dictadores argentinos puso trabas a los intentos de Jimmy Carter de influir en el régimen durante su presidencia de 1977 a 1981.
Funcionarios del gobierno de Carter se enfurecieron cuando Kissinger viajó al Mundial de Fútbol en Argentina en 1978 como invitado especial del dictador Jorge Rafael Videla, responsable de la desaparición forzosa de 30.000 opositores a la dictadura militar.
En ese momento, Kissinger ya no trabajaba para el Gobierno, después de que Carter venciera a Gerald Ford en las elecciones de 1976, pero los archivos prueban que los diplomáticos estadounidenses temían que sus elogios a la dictadura incrementaran las matanzas.
Durante sus años como secretario de Estado, Kissinger alentó a la Junta Militar a aniquilar el “terrorismo”. Por el contrario, Carter y Zbigniew Brzezinski, su consejero de Seguridad Nacional, hicieron de los derechos humanos un pilar en la política de exteriores de EEUU y presionaban a la dictadura argentina retrasando préstamos y venta de equipamiento militar.

Kissinger elogió a Videla


Otro cable diplomático explica que, durante una comida con Videla, “Kissinger aplaudió los esfuerzos argentinos por combatir el terrorismo” y lamentó que “desafortunadamente muchos estadounidenses piensen que Argentina es una bebida sin alcohol”. Dijo que muchos estadounidenses “no saben nada de la historia argentina ni de sus esfuerzos en la lucha contra el terrorismo”.Los cables recientemente desclasificados relatan cómo Kissinger elogió a Videla y otros militares por sus métodos durante su visita al país en 1978. “Los elogios de Kissinger al gobierno argentino por su campaña contra el terrorismo fue la música que los militares querían escuchar,” dice uno de los documentos.
Kissinger tuvo incluso una reunión privada con Videla, sin la presencia del embajador de EEUU en Buenos Aires, Raúl Castro, en la que se discutieron temas de derechos humanos y la política de asuntos exteriores de Carter. “Videla arregló todo para que Kissinger y el intérprete llegaran media hora antes que el embajador”, revela un cable.
Durante otra reunión extraoficial con el Consejo Argentino para las Relaciones Internacionales (CARI), un grupo de diplomáticos argentinos conservadores y muy influyentes, Kissinger fue aún más lejos, declarando que “en su opinión, el gobierno argentino estaba haciendo un muy buen trabajo eliminando fuerzas terroristas”.
Castro, el embajador de Estados Unidos, estaba escandalizado por el comportamiento de Kissinger.
“Mi única preocupación es que los repetidos elogios de Kissinger hacia las acciones del gobierno argentino para aniquilar el terrorismo… se les suban a la cabeza a los anfitriones argentinos”, escribió el embajador en un extenso cable a Washington. “Existe el peligro de que los argentinos utilicen las declaraciones elogiosas de Kissinger para justificar un endurecimiento de su postura frente a los derechos humanos”.
Los funcionarios en Washington estaban furiosos. “Los elogios de Kissinger al gobierno argentino por su campaña contra el terrorismo fueron la música que los militares querían escuchar,” escribió Robert Pastor, miembro del Consejo de Seguridad Nacional, en un resumen de la visita de Kissinger para Brzezinski. “Lo que me preocupa es su aparente deseo de hablar contra la política de derechos humanos del gobierno del Presidente Carter”, señaló Pastor.
Carter quiso que Juan Pablo II interviniese
Los documentos desclasificados revelan que en un momento el gobierno de Carter consideró pedir al papa Juan Pablo II que interviniera ante los dictadores argentinos.
Un extenso cable de septiembre de 1980 marcado como “confidencial” explicaba que “la Iglesia y el papa tienen mucha más influencia aquí que el gobierno de Estados Unidos y podrían ser intermediarios efectivos con el objetivo de volver a un Estado de derecho”.
El cable –de funcionarios de Estados Unidos en Roma- dice que “el Vaticano podría ser el intermediario más efectivo” ante las autoridades argentinas, que “utilizan las desapariciones como táctica habitual”.
Los documentos no revelan si los diplomáticos estadounidenses llegaron a contactar al Vaticano, y el papel de la Iglesia Católica durante esos años oscuros sigue siendo tema de debate: muchos informes indican que había sacerdotes presentes durante sesiones de tortura. No fue sino mucho después, en el año 2000, que la Iglesia Católica argentina finalmente pidió disculpas por hacer la vista gorda ante la represión.
Los cables también describen el antisemitismo delirante que predominaba entre los generales argentinos, que estaban convencidos de que Brzezinski (un católico nacido en Polonia) dirigía una conspiración judía mundial contra Argentina.
Para combatir esta supuesta conspiración, la dictadura secuestró al prestigioso periodista judío Jacobo Timerman. Gracias a la fuerte presión del gobierno de Carter, Timerman fue finalmente liberado, aunque se le quitó la ciudadanía argentina y fue expulsado a Israel, donde relató a diplomáticos estadounidenses las torturas a las que fue sometido.
“Timerman explicó que el punto principal de los interrogatorios durante su cautividad era su supuesto papel como líder argentino de una presunta conspiración sionista mundial”, advierte un cable desclasificado de la Embajada de Estados Unidos en Tel Aviv.
Otro informe de Pastor para Brzezinski –con el encabezado “Tú no pareces judío”– relata con incredulidad que Timerman le dijo a los diplomáticos estadounidenses que “la mayoría de los militares argentinos cree que existe una conspiración judía a nivel mundial de la cual nacen los problemas de terrorismo en el país, y creen que usted (Brzezinski) dirige dicha conspiración”.
Cuando Timerman le señaló a sus torturadores que Brzezinski era católico, le contestaron que eso era parte del ardid, explicó Pastor. “¡Creen que usted es judío porque leyeron la guía telefónica de Nueva York y encontraron varios ‘Brzezinskis’ con nombres de pila judíos!”, escribió.
fuente: Pájaro rojo